La dieta hipocalórica consiste en un régimen alimenticio en base a alimentos bajo en calorías para el logro de los resultados en un tiempo determinado.

Este tipo de dieta es empleada por las personas con sobrepeso y que buscan deshacerte de este a fin de llevar una vida saludable y lejos de las enfermedades asociadas a la obesidad.

En qué consiste la dieta hipocalórica

En qué consiste la dieta hipocalórica

No hay una fórmula fija para cumplir con el régimen de una dieta hipocalórica, para conocer qué tipos de alimentos debes consumir durante ella debes acudir a un especialista. Quien por medio de una evaluación te indicaré el menú a seguir.

Entre los aspectos que debes tener en cuenta el profesional de nutrición para indicarte una dieta hipocalórica están:

  1. Que tenga los nutrientes necesarios correspondiente a las personas
  2. Según su edad
  3. Sexo
  4. Actividad física

En otras palabras, esta dieta debe ser adecuada según el individuo con la proporción y reducción calórica necesaria para la pérdida y control de peso.

Aspectos importante para realizar una dieta hipocalórica

Aspectos importante para realizar una dieta hipocalórica

  • Aparte de cumplir de forma religiosa con lo establecido por el profesional de nutrición, está también el ejercicio físico.
  • Recuerda que esta dieta solo te permitirá reducir el peso corporal hasta llegar a la fase de mantenimiento, por lo que el ejercicio continuo es necesario.
  • Realizar una o diferentes actividades deportivas te permitirá combatir de forma efectiva el sobrepeso y la obesidad. Consulta con un entrenador físico la mejor rutina adecuada para ti.
  • Durante una dieta hipocalórica no debes pasar hambre, sino todo lo contrario, ya que este tipo de régimen alimenticio está diseñado para que puedas tener saciedad entre cada comida pero bajos en caloría.

17 Claves de una dieta hipocalórica

17 Claves de una dieta hipocalórica

  1. Lácteos desnatados, huevos, carnes magras, pescado, frutas y hortalizas son la base alimenticia de la dieta hipocalórica.
  2. Arroz, pasta, patatas y legumbres presentes en cantidades reducidas semanalmente, aportan los hidratos de carbonos complejos necesarios durante la dieta.
  3. Debes evitar los alimentos en frituras, rehogados, saltados de aceite, mantequilla o grasas. Se recomienda hervir, a vapor, papillas, asados, a la plancha, grill o parrilla. No uses aderezos o demás complemento, trata de cocinarlos en su mismo jugo.
  4. Bajar el consumo de sal, ya que este incrementa la retención de líquidos. En exceso pudiera causar daños al cuerpo y a la salud.
  5. Debes beber entre 1,5 y dos litros de agua diariamente, esto es imprescindible para la eliminación de toxinas.
  6. No debes saltarte las comidas, como mínimo debes ingerir alimentos cinco veces al día.
  7. Es necesario que desayune siempre, ya que es la comida que pone en marcha nuestro organismo.
  8. Si consumes frutas, trata de hacerlo en las meriendas junto a algún yogur desnatado.
  9. La cena debe ser ligera, ya que en horas de la noche nuestro metabolismo se ralentiza.
  10. Tanto el almuerzo como la cena debe haber presencia de vegetales u otros alimentos ricos en proteína, en elemento fundamental en esta dieta.
  11. Los hidratos complejos deben como: arroz, pasta, patata y pan deben ingerirse una vez por semana.
  12. Las legumbres poseen un alto aporte calórico, por lo que deben comerse semanalmente.
  13. El pescado te ayudará a reducir grasa corporal total, mientras más lo consumas más grasa perderás.
  14. Los aceites como aderezos deben ser incluidos solamente en ensaladas y verduras.
  15. Evita todo alimento que sea rico en grasas como: los azúcares refinados, bebidas alcohólicas, salsas, frituras, pastelería y resto de aperitivos.
  16. Recuerda que, el éxito de una dieta hipocalórica se basa en la correcta elección de alimentos y en la eliminación de aquellos que pudieran perjudicar tu pérdida de peso.
  17. Cocina la cantidad necesaria de alimentos, come las veces establecidas y lleva una vida deportiva activa.