La disminución en la fertilidad masculina puede deberse a varios factores que pueden incidir en que el hombre baje su facultad para procrearse.

Es importante tener en claro que la infertilidad es reversible y por lo tanto no debe ser confundida con la esterilidad que se refiere a la completa e irreversible posibilidad de tener hijos.

En el caso de hombre, este se enfrenta a una disminución en la fertilidad cuando existe alguna alteración en la calidad de esperma que puede ser que los espermatozoides tengan poca movilidad o sean insuficientes en números o bien que haya exceso de espermatozoides anormales.

Causas de la disminución en la fertilidad masculina

Causas de la disminución en la fertilidad masculina

La disminución de la fertilidad masculina puede deberse a varios factores que juegan en contra con la posibilidad del hombre de poder tener hijos.

En gran medida, esta disminución puede ser tratada a fin de que el individuo pueda desarrollar una familia con su pareja.

En este caso, las causas pueden ser:

Mecánicas: En concreto puede tratarse de algún defecto en el transporte de espermatozoide motivado a alguna torsión o hematomas en los testículos.

Los cuales en su mayoría suelen ser provocadas por traumatismos o de una eyaculación retrógrada del esperma hacia la vejiga.

También puede ser causada por la varicocele, que consiste en el desarrollo de varices a nivel de los testículos. Otro factor que influye es la edad ya que con el paso del tiempo esta disminuye aunque la producción de espermatozoides se mantenga.

Disminución en la fertilidad masculina

Médicas: Las causas médicas que influyan en la disminución en la fertilidad masculina pueden ser variadas, aunque las más comunes pueden ser por complicaciones relacionadas a enfermedades de transmisión sexual o ETS.

También el virus de la parotiditis puede contribuir en la disminución de la fertilidad masculina, así como los tratamientos con radioterapia o quimioterapia puede afectar la capacidad de reproducción del hombre.

Modo de vida y entorno: El hombre puede enfrentarse a una disminución en la fertilidad si este lleva una vida a un ritmo descontrolado basado en vicios y consumo de tabaco y alcohol.

Estos dos elementos son responsable de reducir considerablemente la cantidad y movilidad de espermatozoides, lo que al poco tiempo puede traer complicaciones a la hora de que el individuo quiera procrear.

Asimismo el sobrepeso y la obesidad también forman parte en la disminución en la fertilidad masculina debido a que son considerados factores de riesgo, también aquellos que tengan una delgadez extrema pueden enfrentarse a este problema.

Otros factores pueden ser exposición a:

  1. Calores fuertes
  2. Químicos
  3. Pesticidas
  4. Metales como el plomo
  5. Entre otros